Saltar al contenido
6 agosto, 2010

Cabezal tangencial «compacto» T270K


Compartir

La fabricación de roscas por laminación es más rápida, más precisa y más económica que cualquier proceso de fabricación con generación de viruta. Una rosca puede ser generada en 0,05 segundos. El nuevo cabezal de roscado por laminación «compacto» T270K ahora también le permite utilizar esta tecnología en aquellas máquinas donde por falta de espacio hasta ahora no era viable. De este modo, se puede laminar materiales de alta resistencia en el menor espacio disponible.

Los ingenieros de LMT-FETTE desplazaron el punto de giro de las bisagras del cabezal, el mango y el mandril hacia adelante. El resultado es un cabezal laminador altamente compacto y estable, que permite alcanzar máximos rendimientos en máquinas con mínimos espacios disponibles. Y además el montaje del cabezal T270K es sumamente sencillo: el cabezal sólo se deja montar en una única posición – la correcta. El cabezal puede ser calibrado antes del montaje o dentro de la máquina posterior a su montaje. Los rodillos sobre el eje poseen un ajuste fino. Las roscas mantienen su forma exacta hasta el final de la vida útil de los rodillos.

Alta calidad superficial

Las ventajas decisivas para cualquier usuario siguen siendo las mismas: a diferencia de las tecnologías de roscado por arranque de viruta, los rodillos de laminación de roscas no destruyen la estructura del material. La rosca laminada es mucho más estable e idénticamente reproducible en cualquier momento. La calidad de la terminación superficial es equivalente a un pulido por compresión. Además, desaparecen los residuos de virutas. Tiempos de ciclo mínimos, máxima vida útil y resultados perfectos reducen fuertemente los costos por pieza. 


Compartir
This site is registered on wpml.org as a development site.